Pese a que el propio presidente Andrés Manuel López Obrador pidió al Consejo de la Judicatura Federal que se le investigara tras haber otorgado amparos en contra de su reforma eléctrica, el juez federal Juan Pablo Gómez Fierro dio hoy una muestra de que no se deja intimidar por la cuarta transformación.

Ahora, el juez Gómez Fierro concedió la primera suspensión provisional contra el Padrón Nacional de Usuarios de Telefonía Móvil (PANAUT) creado por el gobierno de la 4T y que obliga a los usuarios de teléfonos celulares a entregar datos biométricos, como huellas digitales.

El juzgador federal consideró en su fallo que la entrega de datos biométricos al gobierno federal no garantiza ser una herramienta eficiente para la persecución de delitos, argumento que utilizó la 4T para aprobar en el Congreso reformar la Ley Federal de Telecomunicaciones y Radiodifusión y crear el padrón.

Ahora, nos hacen ver, el juez Gómez Fierro podrá esperar que le dediquen otra conferencia mañanera en Palacio Nacional, o que le manden otra investigación, sin embargo, ha dejado claro que no le teme a la 4T y que como miembro del poder judicial no está obligado a respetar hasta las comas de las reformas enviadas por el Ejecutivo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *