El Secretario de Desarrollo Rural, René Almeida Grajeda destacó que desde el mes de octubre de 2020 se atiende a los productores, sobre todo a los de más baja escala, donde el impacto es mayor.

Informó que parte de las estrategias para la atención de los impactos de la sequía consiste en trabajar en conjunto con las autoridades municipales y ganaderas, a fin de brindarles subsidios para la adquisición de suplementos alimenticios para el ganado.

El Monitor de la Sequía de la Comisión Nacional del Agua revela que México ha registrado un 26 por ciento de menos lluvias, en el periodo del 1 de enero al 4 de abril, lo que pone en riesgo la actividad productiva pero también el consumo humano. 

El titular de la Secretaría de Desarrollo Rural mencionó que en algunos municipios desde el 2019 la situación de la sequía se ha complicado, para otros en el 2020, por lo que a los pequeños ganaderos se les está apoyando con la adquisición de pacas de forraje y maíz molido, lo que ayuda a paliar los efectos.

Destacó que las gestiones ante la federación continúan a fin de que se elabore un proyecto o se implemente un programa para atender a los ganaderos, ya que la ausencia de lluvias es severa y de acuerdo a los pronósticos aún falta tiempo para que lleguen las buenas lluvias.

A la par se trabaja en el proyecto de reconversión productiva donde se busca contar con cultivos con un menor consumo de agua y que sean más rentables.

Reconoció que la reconversión productiva es un proyecto de largo plazo el cual deberá contar con el apoyo de la siguiente administración, sin embargo son cultivos rentables que permitan tener ingresos a los productores del campo, sobre todo en aquellas regiones donde se han caracterizado por cultivos ilícitos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *